Technobabylon, ¿quién vigila al vigilante?

Si te ha gustado, comparte:

Realidad virtual, hackers, conspiraciones y genética

Hace un tiempo que hablamos de otra aventura gráfica cyberpunk de Wadjet Eye: Gemini Rue. Éste juego estaba centrado en la manipulación artificial de las memorias y su relación con la personalidad. Ahora quería hablar de Technobabylon, lanzada en 2015. Es otra joya. Genial aventura gráfica cyberpunk, del mismo estilo pixelado y nostálgico.

La historia de Technobabylon transcurre en la futurista ciudad de Newton. Hay que señalar que no sabemos donde está situada esta gran urbe. No está en los antiguos Estados Unidos y por momentos parece que está situada en otro planeta diferente a la Tierra. O incluso que no es real en absoluto y estamos en una realidad virtual que ha sustituido a la vida real.

Persiguiendo a un asesino

Newton se caracteriza porque está vigilada, organizada, gestionada, por una poderosa inteligencia artificial. Se llama Central y sus tentáculos controlan casi toda la vida de la ciudad. Sus decisiones se supone que buscan lo mejor para los habitantes de la ciudad, pero aparentemente, ésto no tiene por qué estar tan claro. ¿Tiene intereses propios? ¿Seguro que su objetivo es velar por la humanidad?

Durante la mayor parte del juego, controlaremos al agente de la policía, el doctor Charles Regis. Regis es un veterano científico, ahora metido a policía -cosas de Newton, parece que todos los polis necesitan ser doctores en algo-. Junto a su compañera la doctora Max Lao, investigan para atrapar al Mindjacker, un asesino y espía que roba información directamente del cerebro de su víctima. Eso sí, provocándose la muerte.

La investigación pronto se complicará con un terrible chantaje sobre Regis. Además, el propio protagonista recela de Central, de sus motivaciones e intenciones, lo que complicará mucho las cosas.

technobabylon

La vida en Newton

No es casualidad que el juego se llame Technobabylon. Babilonia siempre ha tenido, por culpa de la tradición judeocristiana, connotaciones negativas: Una gran ciudad, capital del vicio y del pecado. Nos encontramos, por tanto, en una Babilonia cyberpunk. La inteligencia artificial, las realidades virtuales, la ingeniería genética, el terrorismo, las intrigas económicas de las corporaciones, se reúnen en la aventura gráfica.

El juego nos mostrará como muchísima gente malvive en Newton. A pesar del desarrollo tecnológico y de Central, la probreza o la contaminación siguen siendo problemas cotidianos. A los más pobres, el sistema les da un mínimo para que sobrevivan, un cuarto, un rancho... Pero la mayoría sólo se soportan a si mismos gracias a Trance, un entorno de realidad virtual -hace poco hice una entrada sobre Oasis en Ready Player One bastante relacionada con ésto-.

Así, por ejemplo, la huérfana Latha Sésamo, otra de las protagonistas, está completamente enganchada a Trance. Este entorno virtual se ha convertido en el centro de operaciones de hackers y espías.

El contraste lo tenemos con los más ricos. Capaces de tener robots a su disposición para sus perversiones más inconfesables. O como simples guardias de seguridad.

Central en Technobabylon

¿Puede ser una inteligencia artificial hermana de una humana? ¿hija de un matrimonio? ¿es lícito que la IA aprenda por si misma? Estas preguntas se responden en Technobabylon y Central, que en un principio se presenta como un casi tiránico ente burocrático que lo vigila todo y que toma decisiones "por Newton", se convierte en un protegonista decisivo del juego.

Technobabylon nos mostrará una plausible fusión entre la inteligencia artificial y la ingeniería genética. Quizás es verdad que una máquina basada en unos y ceros en exclusiva, nunca tendrá la complejidad, la imaginación, el alma, que tiene un humano con su cerebro biológico, aunque en el fondo también se cimiente en impulsos eléctricos.

¿Es mejor una ciudad que no esté dirigida por ella? ¿O es una IA más capaz que los mezquinos humanos, que nos dejamos engatusar por intereses egoístas y por la corrupción? No será la primera vez en la ciencia ficción que se planeta este interrogante. Asimov, por ejemplo, lo formuló. ¿Es más fiable una Inteligencia artificial, íntegra, incorruptible, o un humano que se deja llevar por sus bajas pasiones?

Pese a que, omitiendo cualquier tipo de miedo a una rebelión de las máquinas, fiarnos de la IA podría parecer más racional, mucho debería de cambiar la humanidad para que aceptáramos una "dictadura benévola" regida por una IA.

Otros detalles interesantes

Son muchos los detalles interesantes que aparecen en esta aventura gráfica. Entre otros:

  • La transexualidad por fin absolutamente normalizada. Hasta el punto de que uno de los protagonistas ha cambiado su género.
  • El político con un chip que impide la mentira. Sin embargo, se puede responder siempre con la verdad y uno no ser honrado.
  • Los personajes que critican a los países estalinistas, aunque a las corporaciones capitalistas tampoco las dejan en buen lugar.
  • La existencia de bioterroristas, cuyos cuerpos han sido alterados para convertirse en armas humanas.

En definitiva un juego muy bueno. Con elementos muy importantes de investigación criminal. Una historia muy bien hilvanada. Un trasfondo muy interesante. Y personajes muy carismáticos. ¡Ah! Y distintos finales.

¿Y tú qué opinas de todo esto? ¿Has jugado a la Technobabylon? ¿Qué te ha parecido?

cover

Ficha del videojuego:

Technobabylon

  • Escritor: James Dearden
  • Fecha de lanzamiento: 2015
  • Desarrolladora: Technocrat
  • Editor: Wadjet Eye Games
  • Premios (entre otros):
    • 9 premios AGS entre ellos el Mejor juego, Mejor guión, Mejor música y sonido, Mejor animación...
    • Mejor juego y Mejor aventura tradicional en la Elección del lector de los Premios Aggie.
Si te ha gustado, comparte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.